Seguidores

Visitantes recientes

lunes, 19 de noviembre de 2012

Ganas de todo.

¿Sabes? Hay personas que nunca deberían entrar en tu vida. Sí, hablo de aquellas personas que entran como una luz para hacerte los días más alegres, para arrancarte una sonrisa sin esperarlo; de esas personas que llegan te abrazan por detrás y te sale esa sonrisa de niña tonta... Sí, esas personas a las que empiezas a querer porque se lo ganan con sus actos cada minuto que pasa.
Son esas mismas las que más te defraudan, esas que se alejan, que te dañan con sus palabras, que cuando lloras no están ahí, esas que te ignoran cuando más las necesitas.
Amigos, amigas, pareja... Sean lo que sean en tu vida te roban un pedazo de corazón para luego aplastarlo sin ninguna consideración. Todos sabéis bien de que personas hablo, a todos nos pasó alguna vez. Dimos nuestra confianza, seguridad, le pusimos nuestro mundo en sus manos para luego qué? Para que lo lanzaran contra el suelo destruyendo todo.
Deberíamos poseer un detector de estas personas para no dejarlas entrar en nuestra vida, para echarlas antes de que nos hagan daño, de que nos maltraten... Ellos no sufren, les da igual, disfrutan haciéndolo, les gusta sentirse con el poder de destruir.
Pero una aclaración a todos aquellos que hayáis hecho daño a quien de verdad os quería y confiaba en vosotros, alguna vez os harán daño, lloraréis y os acordaréis de cuando hicisteis exactamente igual, sentiréis la sensación de impotencia, de querer parar el mundo y bajarse, de dormir y no despertar... Sentiréis odio, rencor... Mil sentimientos contrarios luchando por aclararse...

0 comentarios:

Publicar un comentario